Las nuevas medidas para los coches nuevos

El acuerdo provisional al que ha llegado la UE busca reducir el número de accidentes anuales en el continente.

A partir de 2022 los nuevos vehículos deberán incorporar un limitador de velocidad inteligente que impida superar los límites indicados en las carreteras y, con ello, reducir el índice de accidentes anual en Europa según un acuerdo provisional al que se ha llegado en la UE.

Dicho sistema se basaría en la señala de GPS y las tecnologías que lean las señales de tráfico para adaptarse automáticamente a la circulación.

También, se estudia la posibilidad de utilizar mecanismos de seguridad, como el desbloqueo de arranque del motor con etilómetro, para comprobar que el usuario no ha bebido, una caja negra con datos sobre el funcionamiento, que, en caso de accidente, documente las causas, o un dispositivo de advertencia de somnolencia y de distracción del conductor.

Además, se baraja la posibilidad que según la categoría del vehículo debería llevar un sensor de presión de los neumáticos, un cristal de seguridad para proteger y reducir las lesiones de los ciclistas y peatones en caso de atropello o dispositivos que eliminen los ángulos muertos, aunque alguno de estos sistemas ya existen en los coches actuales.

Estas medidas y otras más vendrán acompañadas de una mejora de las infraestructuras viarias y campañas de sensibilización de seguridad vial, ya que en Europa 25.000 personas fallecen cada año en la carretera.

Por otro lado, Volvo ha anunciado que a partir de 2020 la velocidad máxima de sus vehículos será de 180 km/h, decisión que se encuentra dentro de su plan “Vision 2020”, cuyo objetivo es que nadie muera ni resulte gravemente herido en un Volvo nuevo para 2020.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.